Animales Acuáticos

Los animales acuáticos fueron los primeros seres vivos complejos en poblar la tierra, además, a partir de estos evolucionarían los actuales animales terrestres y aéreos. La existencia de los animales acuáticos data de 640 millones de años atrás, siendo las esponjas marinas los animales acuáticos más antiguos. A continuación, te contaremos todo sobre los animales acuáticos, sus características, clasificación y mucho más.

Definición 

Se define como animal acuático a todo animal que pase la mayor parte de su vida dentro de cuerpos de aguas, ya sean cuerpos de aguas dulces (acuíferos, ríos subterráneos, ríos y lagos en su mayoría) o cuerpos de aguas saladas (mares y océanos principalmente).

Características

Los animales acuáticos poseen características muy marcadas y notables, pues sin las mismas no pudieran sobrevivir dentro del agua. A continuación, te contamos cuales son las características principales de los animales acuáticos.

Respiración y hábitat:

Tanto el tipo de respiración como el hábitat, mayoritariamente, acuático constituyen las características principales de estos animales. Sin embargo, no todos los animales acuáticos poseen respiración branquial, algunos respiran a través de pulmones. Por tal motivo, estos animales acuáticos suben, en ocasiones, a la superficie a tomar aire como los cocodrilos, los anfibios y las tortugas marinas por ejemplo.

Desplazamiento

Otra de las características principales de los animales acuáticos es su cualidad innata para nadar, por lo que se pueden desplazar por el agua con gran facilidad.

Termorregulación

Aunque los animales terrestres poseen también sistemas de termorregulación, no se compara con las cualidades de regulación térmica de los animales acuáticos, ya que en estos últimos es muy superior.

Reproducción

Algunos animales acuáticos como las estrellas marinas pueden reproducirse de manera asexual, es decir prescindiendo de una pareja de distinto sexo de su misma especie.

Animales Salvajes Acuáticos

Clasificación 

Los animales acuáticos son, actualmente, el tipo de especie animal más antiguo del planeta, pues en los mares fue donde se desarrollaron las primeras formas de vidas bacterianas para luego evolucionar en formas de vida animal más complejas. Siendo estos animales tan numerosos y antiguos es imprescindible clasificarlos. A continuación, te mostramos como se clasifican los animales acuáticos.

Según su Tipo

Existen, actualmente, 3  formas de clasificar a los animales acuáticos según su tipo: Aves, Mamíferos y Reptiles.

Aves

Aunque no todas las aves, que pertenecen a los animales acuáticos, poseen la habilidad de volar, sí que poseen plumajes, los cuales le ayudan a mantener la temperatura de su cuerpo estable. Dentro de las aves acuáticas podemos encontrar el pelícano blanco americano, la grulla común, el pingüino emperador, el flamenco común, la gaviota argéntea, el cisne negro, el pato mandarín, la garcilla bullera, entre otras.

Mamíferos

Por extraño que parezca, existen mamíferos acuáticos. Estos, por lo general, son animales bastante dóciles e inteligentes como el Delfín, por ejemplo. Cabe destacar que, los mamíferos de este tipo poseen una respiración de tipo pulmonar, distinta de la respiración branquial de los peces. 

Reptiles

Los reptiles, de tipo acuático, son excelentes anfibios, pues pueden vivir tanto afuera como adentro del agua, sin embargo, pasan la mayor parte de sus vidas sumergidos dentro del agua. Los reptiles acuáticos son excelentes nadadores y en la superficie terrestre se desplazan reptando —arrastrándose por el suelo—, además su respiración es pulmonar y no branquial. Los caimanes e iguanas marinas pertenecen a este tipo.

Según su reproducción

Los animales acuáticos se pueden clasificar según el tipo de reproducción que utilicen. En este orden de ideas, se pueden encontrar animales acuáticos que se reproducen de forma sexual o asexual. A continuación, exploraremos a fondo lo que esto implica. 

Sexual

La reproducción sexual es la forma más común existente en los animales. Esta puede suceder de tres formas diferentes:

  • Ovíparos: son aquellos animales que luego de fecundar sus óvulos, expulsan una cantidad determinada de huevos, dicha cantidad puede variar según la especie de animal. Por ejemplo: Los peces (en su mayoría).
  • Vivíparos: en este tipo de animal acuático, el embrión se desarrolla dentro del cuerpo de la madre. Al nacer, la cría, ya  posee todas las aptitudes básicas necesarias para su subsistencia en el hábitat acuático.
  • Ovovivíparos: son aquellos animales en el cual el embrión se desarrolla en el cuerpo de la madre en forma de huevo. Cuando el huevo eclosiona, la cría sale del cuerpo de la madre.

Asexual

Algunas especies pueden reproducirse prescindiendo, totalmente, de una pareja de distinto sexo para conseguir la fecundación. Este tipo de reproducción es poco usual en la mayoría de animales, sin embargo, existe. Las estrellas marinas son un claro ejemplo de la reproducción asexual.

Según su dieta

Los animales acuáticos, al igual que los animales terrestres, poseen los tres tipos de dietas existentes: carnívora, herbívora y omnívora. A continuación, exploraremos con mayor profundidad este tipo de clasificación.

Carnívoros

Los animales acuáticos carnívoros, como el tiburón blanco, basan su dieta en el consumo de carne. Son excelentes depredadores innatos y poseen sentidos ultrasensibles que le permiten detectar presas potenciales a kilómetros de distancia.

Herbívoros

Gran parte de la población de animales acuáticos es herbívora. Este tipo de animales basan su dieta en el consumo de plantas y algas marinas.  Los policládidos, nematodos, artrópodos, el erizo, la estrella de mar, el manatí y el pez loro son un claro ejemplo de animales acuáticos herbívoros

Omnívoros

Los animales acuáticos de tipo omnívoro combinan las dietas herbívoras y carnívoras, alternándolas entre sí. Las dietas de los omnívoros incluyen el consumo de carnes (procedente de otros animales acuáticos) y de plantas o algas marinas. Los camarones y las pirañas son un ejemplo de animales acuáticos omnívoros.

Biomas de los animales acuáticos 

El planeta tierra está cubierto en un 70% de agua. En consecuencia, existen muchos tipos de biomas acuáticos, los cuales se encuentra determinados por ciertos factores como la luz, temperatura, régimen caudal y solidos disueltos. En base a los factores antes mencionados se pueden encontrar los siguientes biomas acuáticos.

Biomas Marinos

El 96,5% del agua que cubre la superficie de la tierra se encuentra en los océanos. Por tal motivo, los biomas marinos constituyen el tipo de bioma más grande, y desconocido, de todo el planeta. Sin embargo y a pesar de la “homogeneidad” de los océanos,  se pueden encontrar dos tipos de biomas marinos más aparte de los océanos: los arrecifes de coral y los estuarios

El Océano

Océano

Los océanos tienen una homogeneidad aparente a gran escala, sin embargo, esto no es así del todo. Este tipo de bioma es bastante diverso —la cantidad de animales que allí habitan aun es desconocida— y la razón se debe a los distintos factores abióticos que se encuentran en ellos. De esta manera; dependiendo de luz, temperatura o el régimen caudal, algunos animales acuáticos pueden desarrollarse y otros no.

Arrecifes de coral

Arrecifes de coral

Los arrecifes de coral son biomas acuáticos que están compuestos por cordilleras oceánicas formadas, principalmente, por invertebrados marinos que viven en zonas cálidas de los océanos. El más grande ejemplar de arrecifes de coral se encuentra en la costa noreste de Australia, el cual es conocido como: “La Gran Barrera de Coral”. 

Este tipo de bioma acuático representa para los peces pequeños, estrellas de mar, erizos de mar, esponjas de mar, mantarrayas, langostas, camarones, pulpos, caracoles, y otro tipo de animales acuáticos; el lugar perfecto para su óptimo desarrollo y subsistencia.

Estuarios

estuario

Los estuarios  son biomas que se producen cuando una fuente de agua dulce (rio) se encuentra con una fuente de agua salada (océano). En consecuencia, un nuevo bioma,  llamado estuario, nace. Este tipo de bioma acuático es habitado por animales como: la platija estrellada, el sábalo, la gran barracuda, el cocodrilo de estuario, entre otros.

Biomas de agua dulce

Los biomas de agua dulce están compuestos por cuerpos de agua dulce como: lagos, estanques, humedales, ríos y arroyos. Los biomas de agua dulce tienen un gran poder de influencia en otros ecosistemas. Debido a que, algunos animales terrestres, que habitan en ecosistemas próximos a biomas de agua dulce, acuden a los lagos, ríos, y arroyos para cazar y alimentarse.

Lagos y Estanques

Lago y Estanque

Los lagos y estanques son cuerpos de agua dulce cuyo tamaño es bastante pequeño en comparación al de los océanos e incluso algunos ríos. Sin embargo, estos tipos de biomas acuáticos posee un ecosistema bastante variado, incluye: cangrejos, tortugas, ranas, salamandras, ornitorrincos, reptiles, la trucha, la perca, el lucio, el salmón y el esturión.

Ríos y Arroyos

Río y Arroyo

Los ríos y arroyos son grandes cuerpos de agua dulce. Estos biomas acuáticos se encuentran en  movimiento (cuya velocidad puede variar) permanente y viajan desde una fuente inicial hasta su desembocadura en algún océano. 

Alguno de los animales que se pueden encontrar en estos biomas acuáticos son: la anguila, el cangrejo de río, el carpincho, el cocodrilo, el salmón, el hipopótamo, las tortugas de río, los bagres, la anaconda, la culebra de collar, la culebra viperina, la serpiente tiburón de Java y las pirañas

Humedales

humedales

Los humedales son biomas acuáticos donde su superficie se encuentra cubierta de agua y por una extensa cantidad de árboles, que emergen de estas aguas de dichas aguas. Existen mucho tipo de humedales, por ejemplo: los ribereños, lacustres  y palustres. Los humedales poseen una gran biodiversidad y un amplio ecosistema.